Hegemonía del dólar estadounidense

El dólar estadounidense es la moneda más importante en la economía global. Su influencia en el mundo financiero ha sido predominante desde el siglo pasado y es referencia a nivel mundial para todos los tipos de cambio con otras monedas: representa más del 50% de las reservas globales de dinero. Además, esta moneda es la más usada para los ahorros, el intercambio para materias primas, y las exportaciones e importaciones de los países se vinculan con el dólar. 

Pero ¿a qué se debe la importancia de la moneda estadounidense? 

Fue de gran ayuda para la economía estadounidense que sucedieran dos guerras mundiales fuera de su territorio. A excepción de los ataques japoneses a Pearl Harbor y otras islas americanas en el Océano Pacífico, Estados Unidos surgió para 1945 como la mayor potencia económica gracias a la venta de armamentos a los países que estaban peleando en la Segunda Guerra Mundial y a las financiaciones y préstamos dados a estos países a través del Plan Marshall.  

A raíz de esto, se empezaron a negociar unos acuerdos sobre el futuro de las políticas económicas y las relaciones comerciales y financieras entre las mayores potencias de la época. Estos acuerdos fueron llamados los Acuerdos de Bretton Woods, ocurridos en Estados Unidos, por los cuales se fundaron organismos como el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional.  

En estos acuerdos, se buscó terminar con el proteccionismo de la época e iniciar un modelo económico más liberal a favor del libre mercado. Así es como se adopta el dólar: para dar estabilidad a las transacciones comerciales que empezaría a generarse entre los países participantes, pues era la divisa más estable de la época. Para establecer las bases de este nuevo sistema, se usó el patrón oro, por el cual el precio por onza equivaldría a 35.00$. Esto hacía que la moneda tuviera un precio fijo y se empezó a fijar el precio de la moneda local de cada país según la relación del patrón oro. 

Este acuerdo duró hasta inicios de la década de los 70, época en la que Estados Unidos se vio sumergido en un pozo sin salida durante la guerra de Vietnam.  Por la necesidad de suministrar a las tropas más recursos, producir más armamentos y para el financiamiento de financiar la guerra, se comenzaron a imprimir más billetes y, a causa de esto, el acuerdo de Bretton Woods no estaba siendo cumplido por parte de Estados Unidos. 

A partir de esta inflación del dólar, el presidente Richard Nixon instauró su shock económico que conllevó a la devaluación de esta moneda e hizo que las exportaciones fueran más baratas ante el desequilibrio generado. Por este motivo, se abandonó el patrón oro y se dejó de respaldar el dólar con el oro y se siguió usando esta moneda más por la confianza que se le tenía. Aunque hubo después del tratado de Bretton Woods más motivos para la plena consolidación del dólar, el punto de inflexión para la victoria estadounidense en la economía mundial es en gran parte gracias a este acuerdo. 

Adriano Cogorno

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s